dimarts, 28 d’octubre de 2008

L'hereu i la pubilla

Una de las tradiciones más extendidas en el campo catalán a lo largo de siglos consistió en imponer la figura de l'hereu, el primer hijo de una familia campesina. Éste tenía la obligación de permanecer en el mas (unidad de producción en el campo catalán) para aprender de su padre, y después se convertía en el heredero de todas sus tierras y propiedades, si es que las tenía. Era una figura muy importante en el campo.

Por su parte, la pubilla era una manera coloquial de designar a la hija del mas, pero también era la vieja escogida como la más bella del pueblo. Así que no se nos ocurrió nada mejor en el carnaval de 2007 que disfrazarnos como l@s catalan@s de antes. Y así salió tan distinguido experimento!

2 comentaris:

Liza ha dit...

jajajajajaja
qué guapos!

Killing me sofli ha dit...

-¡Oh, qué pubilla!¡Me muero de ganas de levantarle la faldita...!