dimarts, 11 de novembre de 2008

Bar José y Consuelo

A partir de hoy inaguro una nueva sección, centrada en mis aventuras por los distintos bares que me encuentro por acá y que no dejo de visitar. Esos espacios de relación social, de distensión, de jarana, y cómo no, de pedas.


Para inagurar la sección, qué mejor que empezar con el Bar José, uno de los únicos que se sepa de Barcelona que regalan tapas (botanas) con cada chela o refresco. El ambiente que allí se respira es típicamente andaluz: cerveza Cruzcampo, pescado frito, y música flamenca y rumbera. Los fines de semana, al mediodía, la banda se acerca hasta allí para hacer el mítico vermut, para recordar la peda del día anterior y, en la mayoría de los casos, empedarse de nuevo. Almenos, es lo que a mi me sucede cada vez que voy!

1 comentari:

Liza ha dit...

ah qué bien lo de las botanas, me imagino que no tienes que estar chingando al mesero pidiéndole las palomitas quemadas (o chicharrones en dado caso) como siempre lo hago cuando voy al río de la plata